8.4.16

PRO-GRAM PLASTICS APUESTA POR LAS SOPLADORAS DE SEGUNDA MANO

En el primer trimestre de 2011 program plastics presentó sus productos para el hogar, que envasa en pet gracias a dos sopladoras de Sidel de segunda mano.

Cuando en 1968 nació Pro-Gram Plastics, con sede en Ginebra (Ohio), apenas contaba con una línea en sus instalaciones de 185 m2. Hoy dispone de 31 líneas y de un área de producción de unos 7.400 m2, en la que se incluye un edicio de unos 1.500 m2 que se ha añadido hace poco a la planta. Tradicionalmente, Pro-Gram Plastics venía aplicando el moldeado por soplado y extrusión a botellas de HDPE, LDPE, PP, etc. Sin embargo, en los últimos cinco años la empresa ha producido también botellas de PET mediante tecnologías de moldeado por soplado y estirado.

 

Para controlar los precios,  sólo equipos de segunda mano

 

Pro-Gram es un ejemplo único en lo que se reere a la adquisición de equipos: la empresa no compra máquinas nuevas, sino únicamente equipos usados, que suele reacondicionar en sus propias instalaciones. "Los desmontamos hasta llegar al bastidor y volvemos a acondicionar-los, añadimos un PLC, renovamos la instalación eléctrica y actualizamos accionamientos y motores... Acabada la operación, funcionan tan bien como máquinas nuevas y nadie diría que se trata de equipos usados", explica Walt Sargi, presidente. Gracias a ello, Pro-Gram puede mantener su objetivo de fabricar un producto de calidad a un precio razonable. Al comprar equipos de segunda mano, controla sus tarifas, lo que benecia a sus clientes..

 

Las sopladoras de segunda mano de Sidel para botellas en PET

 

En 2010, Pro-Gram Plastics eligió a Sidel para adquirir sus equipos de segunda mano destinados al soplado de botellas en PET. Sidel le proporcionó una SBO 1 y una SBO 4. "Optamos por Sidel por el funcionamiento del equipo: se trata de una máquina muy able", asegura Walt Sargi. Hasta entonces Pro-Gram había producido fundamentalmente botellas de agua en PET, con cuarenta y cinco envases diferentes. Sin embargo, con las máquinas compradas, Pro-Gram quería lanzarse a la fabricación de productos para el hogar envasados en PET, en lugar de en otros materiales, como el HDPE, que había utilizado hasta entonces.

 

La SBO 1 se puso en marcha en marzo de 2011 y la SBO 4 se entregó a nales de marzo para comenzar la producción a principios de abril. Los técnicos de Pro-Gram instalaron los equipos y Sidel les asistió en el momento del arranque para garantizar que la instalación se llevase a cabo de un modo adecuado.